ENSEÑAR Y APRENDER

El uso de las metodologías ágiles en la enseñanza

Bastantes de las metodologías y técnicas educativas que se aplican actualmente en las aulas se han adaptado al sector de la educación provenientes del mundo empresarial. Por ejemplo algunas técnicas de márketing y motivación para empleados se han ido aplicando con los alumnos.

En este aspecto, últimamente está destacando el uso de las conocidas como metodologías ágiles que nacieron para la gestión de proyectos y desarrollos informáticos y se están empezando a aplicar en las aulas con alumnos en centros educativos. Estas metodologías surgieron para agilizar los equipos de trabajo en empresas y cumplir mejor las necesidades del proyecto y el cliente, y se está demostrando que también son útiles para mejorar el proceso formativo de los alumnos.

 

 

Hacer la adaptación de los principios de las metodologías ágiles de la empresa al ámbito de la educación no es un proceso demasiado complicado, ya que realmente ambos mundos se basan en la interacción entre personas y cada vez más instituciones y centros como VermisLAB ofrecen cursos y actividades enfocadas en estas metodologías educativas.

Se hace énfasis en los procesos colaborativos donde los propios alumnos son los protagonistas del proceso y se adaptan los métodos de gestión de proyectos empresariales a los de enseñanza, involucrando a los estudiantes mucho más que en la enseñanza tradicional donde suelen ser más bien meros espectadores.

Metodología Scrum

Es uno de los métodos ágiles más conocidos y nació principalmente en el área de desarrollo de software pero puede adaptarse a otros ámbitos como el educativo combinándose con el aprendizaje basado en proyectos.

Scrum es una metodología que hace énfasis en la colaboración y el trabajo en grupo para agilizar el progreso en el proyecto y mejorar el resultado final. Se establecen unos hitos temporales y unas fases en las que se va completando el proyecto.

De esta forma los alumnos crean la temporización, las tareas a realizar y las fases para completarlas, y en el proceso van compartiendo sus avances y experiencias. En Scrum también se definen una serie de roles con responsabilidades diferentes para cada integrante, de forma que se crea un equipo multidisciplinar que puede avanzar mucho más rápido y eficientemente. 

Metodología Lean Startup

Sin duda otro de los métodos más conocidos, generalmente aplicado al mundo del emprendimiento. La aplicación de esta metodología en las aulas se basa principalmente en técnicas como el storytelling o la gamificación, buscando siempre promover el pensamiento alternativo, planteando retos a los estudiantes y fomentando el espíritu innovador y emprendedor tanto en las materias más teóricas como en sus actividades extraescolares que también deberían estar en consonancia con esta filosofía de educación.

Realmente lo que se busca es conseguir un cambio educativo para que se adecue a la sociedad actual y sus cambios sociales, desarrollando habilidades en los alumnos más que simplemente acumular conocimientos. Los escolares deberían completar su proceso formativo alcanzando una serie e habilidades que les sirvan en la vida laboral que deberán afrontar, no simplemente salir de las escuelas con grandes cantidades de datos memorizados que realmente no tengan utilidad práctica en la vida real.